Mejillones rellenos (tigres)

mejillones-rellenos-tigres

Una tapa fácil de hacer, de bajo coste pero de alto nivel (en todos los sentidos). Croquetas de mejillón diferentes, caseras y muy sabrosas. Como opción más sana, se pueden hacer al horno.


Ingredientes

1, 5 kg de mejillones
25 g de tomate frito (casero)
100 g de jamón ibérico
Sal y Pimienta
1 ramita de perejil

Para la bechamel:
1 cebolleta
50 g de mantequilla
85 g de harina
2 cucharadas soperas de aceite de oliva virgen extra
400 g de leche
50 g de nata líquida
1 vaso de fumet de pescado (caldo)
½ vasito de vino oloroso

Para el rebozado:
Harina
Huevo batido
Pan rallado
Aceite de oliva virgen extra


 

PASO 1

Limpia bien los mejillones, hay que tener en cuenta que después vamos a rellenar las cáscaras.

Pon en una cazuela los mejillones con un poquito de agua y pon al fuego hasta que se abran. Cuando estén fríos, separa la carne de las cáscaras y lávalas bien. Reserva.

 

PASO 2

Funde la mantequilla con un poco de aceite en una cazuela y añade la cebolleta muy picada. Echa un poquito de sal y fríe a fuego muy lento hasta que quede transparente.


Añade la harina. Deja cocer a fuego suave unos minutos sin que se queme.


Calienta la leche con la nata y añádelo a la mezcla de mantequilla, harina y cebolleta.


Añade el vino oloroso y el fumet de pescado. Muévelo bien hasta que esté todo bien ligado y deja cocer unos 8 minutos a fuego lento moviendo la mezcla constantemente.

 

PASO 3

Pica muy finamente la carne de los mejillones y el jamón. Añádelos a la bechamel y mueve todo el conjunto durante 1 minuto. Incorpora el perejil picado.

Prueba el punto de sal y añade un poquito de pimienta. Retira del fuego y deja que se enfríe un poco.

 

PASO 4

Rellena las cáscaras con la mezcla del paso anterior y guarda en la nevera durante 2 horas como mínimo. 

 

PASO 5

Reboza los tigres con harina, huevo batido y pan rallado (si rallas el pan en casa quedan más crujientes).

Fríelos en abundante aceite de oliva hasta que estén dorados y ponlos en un papel de cocina para que absorba el exceso de aceite.