Paella de pollo y verduras

Paella de pollo y verduras

Un arroz clásico y popular, refinado con un pollo muy especial. El resultado es simplemente espectacular.


Ingredientes (4 raciones)

400 g de arroz de calasparra
1 pollo pequeño tipo picantón o coquelet cortado en trozos pequeños
4 alcachofas
1 pimiento verde grande o 3 pequeños
Hebras de azafrán
Aceite de oliva virgen extra
1 cucharadita de tomillo seco
1 limón
Sal

Caldo:
1 Puerro
1 cebolla
2 zanahorias
¼ kg de judías verdes
1 nabo
1 rama de apio
Unas ramas de perejil
2 ñoras
1 hoja de laurel
Sal

Sofrito:
3 tomates rojos bien maduros
3 dientes de ajos
1 cucharadita de pimentón dulce
1 rama de perejil
Aceite de oliva virgen extra
Sal


PASO 1 (Caldo)

Lava bien todas las verduras para el caldo y pícalas en trozos pequeños.

En un cazo, pon ¾ litro de agua. Cuando rompa a hervir añade todas las verduras y un poco de sal.

Déjalo a fuego medio durante media hora. Cuela el caldo y resérvalo.

Las verduras cocidas las puedes aprovechar (retirando la ñora) para hacer un puré.


PASO 2 (Sofrito)

Pela los tomates. Para que te sea más fácil pelarlos, escáldalos en agua hirviendo durante unos 30 segundos, haciendo antes unos pequeños cortes en cruz en las bases para que no estallen. Cuando se hayan enfriado un poco, se pueden pelar con facilidad. Pícalos en trozos pequeños.

En una sartén con 4 cucharadas de aceite, pon los ajos cortados en láminas. Cuando empiecen a tomar un poco de color, añade los tomates y el perejil picado.

Deja freír durante 15 minutos a fuego medio, añade el pimentón, remueve y retira inmediatamente del fuego. Tritúralo con la batidora y reserva.


PASO 3

Quita las hojas duras de las alcachofas, córtalas en 4 trozos y déjalas en un bol con agua y zumo de limón.

Corta los pimientos en trozos pequeños. Reserva.

Fríe en una sartén con aceite los trozos de pollo con un poco de sal y pimienta durante 15 minutos. Reserva.

 

PASO 4

Pon al fuego una paella grande con 1 cucharada de aceite y rehoga el arroz a fuego fuerte junto con el pollo, las alcachofas bien escurridas, y el pimiento.

Añade el sofrito, el azafrán, el tomillo y un poco de sal. Remueve.

Añade el doble de caldo que de arroz.

Cuando hayan pasado 10 minutos, rocía con unas gotas de zumo de limón (poco) y déjalo cocer a fuego suave otros 10 minutos. 

Si durante la cocción observas que necesita líquido, añade un poco de caldo o agua.

Retira del fuego y déjalo reposar tapado con un paño limpio y húmedo durante 5 minutos.